Síguenos

Universo Strendus

Temporada 1. Guardianes de las llaves

Episodio 1. Un misterioso ser nos observa en el planeta 777.

Después de un ajetreado viaje, el Gambler 3000 comienza a descender en un planeta de atmósfera naranja. Desde lo alto se puede observar que tiene muchos lagos. Es algo similar a lo que en la Tierra se describiría como un ecosistema selvático, por lo que la alta maleza no deja identificar si hay construcciones, poblaciones o algún indicio de algún tipo de civilización. Es el planeta 777

El Gambler 3000 está diseñado para poder realizar análisis a bordo, de las condiciones del exterior de la nave como temperatura, presencia de oxígeno y posibles gases o elementos dañinos para el cuerpo humano. Los controles de la nave registran que es posible respirar y que la temperatura ronda los 40 grados celsius. No hay ningún elemento (al menos conocido en nuestra tabla periódica de los elementos) que pueda identificarse como venenoso o tóxico. 

El equipo discute la posibilidad de descender de la nave para explorar más y poder tratar de identificar algo que les pueda dar una pista de dónde están. Un sentimiento de angustia los comienza a invadir. 

– ¡Tenemos que investigar! No nos podemos quedar de brazos cruzados – Exclama Ela.

Los miembros de la tripulación acuerdan dividirse tareas para tratar de resolver la situación. Los capitanes Rolan y Nika estudian los mapas galácticos tratando de hallar alguna pista, alguna estrella, planeta, constelación… algo que los pueda orientar.

Adem se centra en la computadora de la nave para identificar las fallas y determinar la gravedad del daño en la nave. Además de un gran explorador, es de los que mejor conoce el sistema de la nave.

Ela, siguiendo su instinto explorador, decide salir a sondear el planeta 777, donde se encuentran. Lo primero es crear un perímetro de seguridad mediante el análisis de un kilómetro a la redonda.

La tripulación no se ha dado cuenta aún que a lo lejos, alguien o algo los vigila. Es un ser que de primera impresión parece un robot o máquina de tecnología jamás antes vista. Se alcanzan a identificar las siglas K8A en su armadura metálica. Esta máquina realiza un escaneo de la nave con una especie de mira telescópica que tiene en el ojo. Se muestra muy sorprendido e inquieto al ver que no le es posible identificar esa “cosa voladora”, no se encuentra en sus memoria donde cuenta con el registro de más de 5,000 naves espaciales de la galaxia.

No te pierdas nuestro siguiente capítulo cada miércoles en este blog.
Si quieres conocer más el Universo Strendus da click aquí.

Advertisement

Facebook Strendus

Más en Universo Strendus